Barquisimeto – Venezuela

Divina Pastora - Foto Cortesia de la UCLA

Divina Pastora - Foto Cortesía de la UCLA

Un amigo en el extranjero me pregunta sobre la Historia de la Divina Pastora, para él y para cualquier persona interesada aquí va un pequeño esbozo:

¿Qué representa la imagen de la Divina Pastora?

La Divina Pastora es uno de los iconos religiosos más importantes de Venezuela. Es la patrona de Barquisimeto y es una de las vírgenes más queridas y seguidas de esa zona del país. Cada 14 de enero se celebra una multitudinaria procesión en la que esta imagen es llevada desde Santa Rosa hasta la capital del estado Lara; posteriormente, emprende el camino de regreso a su pueblo natal, pasando por los templos e iglesias de las diferentes parroquias.

Origen

Isidoro de Sevilla

Isidoro de Sevilla

Según los libros de historia, esta deidad proviene de Sevilla (España). Un cura Capuchino de nombre Isidoro de Sevilla, recibió una revelación en uno de sus sueños.

Alonso Miguel de Tovar

Alonso Miguel de Tovar

Era la imagen de la Divina Pastora. Días más tarde, le dio al artista Miguel Alonso de Tovar, una descripción detallada de su visión para que éste realizara un cuadro. La imagen de la virgen con sombrero pastoril, cubierta por una manto azul, sosteniendo en su mano izquierda al niño y apoyando la derecha sobre un cordero, fue llamada “Divina Pastora de Almas“.

Años más tarde, el escultor Francisco Antonio Gijón, esculpió la imagen tamaño natural de la Divina Pastora. Y en el año 1.705, la imagen fue llevada a su primera procesión en este país europeo.

En Venezuela

La historia de la Divina Pastora en Venezuela se remonta al año 1736, fecha en la que el párroco de la población de Santa Rosa le encomendó a un escultor que le hiciera una imagen de la Inmaculada Concepción. Sin saber por qué, la figura que llegó al pueblo fue la de la Divina Pastora y aunque el sacerdote quiso devolverla, no pudieron pues fueron incapaces de cargar el cajón en donde venía la estatua. El pueblo entero dedujo que este extraño hecho indicaba que la efigie religiosa deseaba quedarse en Santa Rosa.

Macario Yepez

Macario Yepez

Además de esta curiosa historia, en el siglo XIX ocurrió otro hecho fantástico que consolidó a esta deidad como la patrona del estado Lara. En el año 1855 hubo una epidemia de cólera que afectó a Venezuela. Una gran cantidad de familias de Barquisimeto sufrió graves consecuencias por este mal y ya desesperados le imploraron a esta imagen religiosa que los ayudara. Se cuenta que el sacerdote José Macario Yépez, párroco de la barquisimetana iglesia de la Concepción, se ofreció ante la Virgen a ser la última víctima de la enfermedad.

Algunas historias dicen que seis meses después del ofrecimiento, el sacerdote murió y la epidemia abandona la ciudad; otras, indican que el mismo día de la petición cesó la epidemia.

En recuerdo de este milagro, todos los 14 de enero se realiza una procesión en honor a la Divina Pastora. Sale desde la población de Santa Rosa y pasea hasta la Catedral Metropolitana de Barquisimeto. Y desde el 14 de enero y hasta el domingo de ramos (antes de la Semana Santa), la imagen de la Divina Pastora pasea por los 44 templos del estado Lara.

La Procesión

Procesión

Procesión

Cada año, miles de personas se reúnen para participar juntas en una de las procesiones más concurridas de Venezuela, en las que se recorren unos cinco kilómetros aproximadamente. Durante el resto del año, este icono religioso se encuentra ubicado en la iglesia de Santa Rosa, un pueblo cercano a la capital del estado Lara. Allí, todos los nativos de esta localidad venezolana veneran a la Divina Pastora con devoción, fe y esperanza. Le regalan sombreros, trajes, telas preciosas. En el barrio La Pastora de la ciudad de Caracas, se construyó en 1745 un templo dedicado a la adoración de esta Virgen.

Anotaciones Relacionadas

Anuncios

Comentarios en: "Divina Pastora – Un poco de historia" (14)

  1. […] Divina Pastora – Un poco de historia Un amigo en el extranjero me pregunta sobre la Historia de la Divina Pastora, para él y para cualquier persona […] […]

  2. Miguel A. dijo:

    Si se me permite una sentida opinión:
    El cuadro que ilustra el artículo es obra de Bartolomé Esteban Murillo, y está en la Catedral de Sevilla.

    San Isidoro de Sevilla (Cartagena ?, c. 560 – † Sevilla, 4 de abril de 636, SIGLOS VI_VII), obispo, teólogo, cronista, compilador y santo hispanorromano de la época visigoda.
    Fue arzobispo de Sevilla durante más de tres décadas (599-636) y uno de los grandes eruditos de la temprana Edad Media.
    Se desconoce el lugar real de nacimiento de san Isidoro. Su familia era originaria de Cartagena y se distinguió por su contribución a la conversión de los reyes visigodos (arrianos) al catolicismo. La familia de san Isidoro, parece que huyó a Sevilla tras la conquista bizantina al ser éstos defensores del rey Agila I frente a Atanagildo, aliado de los bizantinos.
    Miembros de esta familia son su hermano san Leandro, su inmediato predecesor en el arzobispado de Sevilla y oponente del rey Leovigildo (llegó al arzobispado al inicio del reinado del nuevo rey, el ya católico Recaredo); su hermano san Fulgencio, (Se celebra el 16 de enero) que llegó a ser obispo de Cartagena y de Astigi (hoy Écija), y también su hermana santa Florentina, de la que la tradición dice que fue abadesa a cargo de cuarenta conventos. Son conocidos como los Cuatro Santos de Cartagena y son patrones de la diócesis de Cartagena.

    Claramente Isidoro de Sevilla no pudo ser CAPUCHINO porque hay una diferencia de siglos entre uo y otro acontecer

    Los “frailes de la vida eremítica” o Capuchinos
    La tercera gran familia franciscana surgió del tronco de los Hermanos Menores Observantes en 1525, (SIGLO XVI) apenas 8 años después de que éstos obtuvieran la total separación y el primado jurídico sobre los Conventuales. Para entonces los Observantes eran ya varias decenas de miles en todo el mundo y la evolución interna y los fines apostólicos los habían llevado a una situación nueva, muy diferente de los humildes comienzos en eremitorios y pequeños conventos. Era, por tanto, inevitable que alguien, desde dentro, reivindicase el derecho de observar la Regla a la letra, con todo su rigor. Eso es lo que hicieron el joven sacerdote Mateo Serafini de Bascio (1495-1552) y los hermanos Ludovico y Rafael Tenaglia, de la misma familia observante, la cual hizo todo cuanto pudo por reabsorberlos y contener la hemorragia. De nada sirvieron cárcel, fugas y otras peripecias de los primeros tres años: el 3 de julio de 1528, por mediación de la duquesa de Camerino Catalina Cybo, sobrina del papa, Clemente VII les concedió la bula “Religionis zelus”, que marca el nacimiento de la familia Capuchina. Entre otras cosas, el papa les concedió vestir el hábito con capucho piramidal y llevar barba, como signo de pobreza, sencillez y austeridad.
    Recibida la bula papal, otros frailes de la Observancia se unieron a ellos, tales como Juan de Fano, Bernardino de Asti y Bernardino de Ochino. En 1536, los “Hermanos o frailes menores de la vida eremítica”, que así se llamaban entonces, ya eran 500 y, sorprendentemente, 3.300 en 1571. Ni la obstinada oposición de la familia de origen, ni la clamorosa defección de su vicario general Bernardino Ochino, que se pasó a la herejía protestante, impidieron que la nueva reforma siguiera creciendo a la sombra de los Frailes Menores Conventuales, a cuya jurisdicción se acogieron antes de conseguir de Pablo V, en 1619, la facultad de disponer de Ministro General propio, con plena autonomía. Para entonces eran ya un ejército de 14.000 religiosos comprometidos en todos los campos del apostolado católico, principalmente en la asistencia a los apestados y en el ministerio de la predicación popular.

    Los orígenes de la devoción son imprecisos hasta el siglo XVIII. Existen referencias de la Virgen María vestida de pastora en la vida de San Juan de Dios, San Pedro de Alcántara,[1] la venerable María Jesús de Ágreda,[2] Santa María de las Cinco Llagas.

    Sin embargo, la labor de darla a conocer fue concebida en Sevilla en el año 1703 en la mente de un “””sacerdote capuchino”””” de gran devoción mariana conocido como el “”””Padre Isidoro de Sevilla”””””. Este capuchino le encargó un lienzo con tal representación al artista Miguel Alonso de Tovar, de la Escuela pictórica sevillana.
    La descripción que dio el sacerdote al artista para que realizara la obra es la siguiente: “En el centro y bajo la sombra de un árbol, la virgen santísima sedente en una peña, irradiando de su rostro divino amor y ternura. La túnica roja, pero cubierto el busto hasta las rodillas, de blanco pellico ceñido a la cintura. Un manto azul, terciado al hombro izquierdo, envolverá el entorno de su cuerpo, y hacia el derecho en las espaldas, llevará el sombrero pastoril y junto a la diestra aparecerá el báculo de su poderío. En la mano izquierda sostendrá al Niño y posará la mano derecha sobre un cordero que se acoge a su regazo. Algunas ovejas rodearán la Virgen, formando su rebaño y todas en sus boquitas llevarán sendas rosas, simbólicas del Ave María con que la veneran…”

    El 8 de septiembre de 1703, durante la fiesta de La Natividad de la Virgen, se realiza la primera procesión en que es mostrado el lienzo a la feligresía.
    Posteriormente, Francisco Antonio Gijón, catedrático de Arte de la Universidad de Sevilla, esculpió la primera imagen tamaño natural de la Divina Pastora. Esta imagen es llevada en su primera procesión en octubre de 1705, con gran solemnidad, hasta la iglesia parroquial de Santa Marina, que para el momento constituía la novena sede de la “Primitiva Hermandad del Rebaño de María”.

  3. me gusto la informacion, la utilizare para una exposicion

  4. ANDREA dijo:

    KE BEIIIIAAAA LA DIVINA PSTORA…….<3<3<3

  5. Iraima Gimenez dijo:

    Buenas Noches

    La procesión de la divina pastora es un acta de fe increible de creer que asista tanta gente, pero es asi, he visto, leido todo lo referente a la procesión. Pero por cuanto tiempo se tenia que hacer esa procesión.

    Se les quiere….

  6. Isabella dijo:

    Yo quiero ser diseñadora de modas osea quiero estudiarlo para la universidad ademas tengo sentido de lumor para esto y digo que me gusta el vestido de la divina pastora es bonito pero creo que le faltan más cosas…

  7. divina pastora grasia por la promesa que me isiste grasia de yolimar alvrez

  8. Aljandro dijo:

    No se debe hablar de la Virgen como una deidad, utilicen mejor el termino como advocación o imagen o vision, me parece

  9. valeria valentina rivero lozada dijo:

    divina pastora te pido por la salud de todos,por la paz .

  10. hjjuunyhggthjtyhty6hyy6yhh bobo bobo cachiguiri
    fdfretgt

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: